2.- EMOCIONES PRIMARIAS, SECUNDARIAS E INSTRUMENTALES

 

Empecemos por nombrarlas. Estas son las emociones básicas. Añade otras que pertenezcan a la misma familia:                     

ENFADO

                        

TRISTEZA

MIEDO

ALEGRÍA

AMOR

SORPRESA

 

Greenberg las clasifica en primarias, secundarias e instrumentales.  

Veamos algunos ejemplos para cada tipo:

Emociones primarias: responden a nuestras necesidades más básicas aunque no siempre nos informan adecuadamente. Pueden ser adaptativas o desadaptativas:

Tristeza adaptativa y saludable: como consecuencia de una pérdida o ante algo que termina.

Tristeza desadaptativa: una situación presente nos hace revivir una profunda sensación de desamparo e impotencia que nos provocó una situación pasada que no se ha cerrado adecuadamente.

Emociones secundarias: esconden nuestras verdaderas emociones para hacernos sentir bien con nuestras creencias, valores y con la propia autoimagen.

Enfado: aparta de nuestra conciencia otras emociones, las esconde porque son más dolorosas, por ejemplo la tristeza, la impotencia, el miedo o el dolor.

Miedo y ansiedad: surgen cuando temes que tus sentimientos de enfado, tristeza o debilidad puedan perjudicar tus relaciones, y por tanto evitas sentirlos. Pero la consecuencia es que te sientes ansioso y vulnerable. ¿Tiene algo que ver con ser demasiado dependiente en las relaciones?

Emociones instrumentales: las usamos para conseguir un objetivo de manera consciente o inconsciente. Pretendemos que las personas que nos rodean reaccionen de una determinada manera cuando mostramos esas emociones:

Tensión: mostrando tensión podemos conseguir un menor nivel de exigencia por parte de los demás.

En cualquier caso debemos ser conscientes de que, sean del tipo que sean, las emociones indican necesidades, y es muy importante saber cuáles son esas necesidades, para darles una respuesta adecuada o para revisarlas.

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.